martes, 23 de enero de 2018

Wrap Up Enero: Recomendados para el verano

Leer en vacaciones es una de las mejores maneras de pasar el verano, momento de distensión por excelencia, irse de vacaciones es una buena ocasión para volver a encontrarse con la literatura. Y para esos momentos donde poco hay para hacer, ¿qué mejor que pasar tiempo en la playa o la pileta con un libro en la mano? Hoy les muestro mis libros recomendados para el verano. Espero que les guste!

BitterSweet


Titulo original: BitterSweet
Autor: Malanie Rostock
Idioma: Español
Editorial: Plataforma Neo Argentina
Cantidad de páginas: 398

Bambi sabe qué es ser diferente, incluso su nombre lo es. Sabe qué es sentirse despreciada todos los días por sus compañeros de instituto y no poder hacer nada para cambiarlo. Pero la escritura le da la fuerza que necesita para seguir adelante, porque tiene la certeza de que es buena en algo.
Liam nunca ha tenido una familia normal, y no solo por los problemas económicos. Su padre es agresivo y bebe más de la cuenta, y su madre no quiere ver la realidad. El futuro no parece esconder muchas opciones para alguien como él, aunque en secreto sueña con convertirse en escritor.
Cuando Bambi y Liam se conocen en un taller de escritura, pronto se dan cuenta de que la literatura los une más allá de los libros. Ambos comparten aquello que los salva de caer al vacío, pese a que ella procede de una familia acomodada y él es un chico de barrio. Pero, cuando se trata de amor, pertenecer a mundos opuestos a veces es un obstáculo insuperable...

Opinión Personal:

Bambi es una chica tímida y reservada. A pesar de provenir de una familia acomodada, e ir a un instituto de élite, su vida no es fácil. Ella y su mejor amiga Connie, sufren acoso escolar por parte de los más “populares” de la clase. Eso, unido al hecho de que sus padres parece que no la toman en serio, hace de su día a día en el instituto un auténtico infierno.  Lo único que le queda es la escritura y Liam, su mejor amigo, que conoció en un taller para escritores.

Liam no podría ser más distinto a Bambi. Es el típico chico “malo” y despreocupado (aunque sólo en apariencia). Proviene de una familia con problemas, que apenas pueden llegar a fin de mes. Un padre borracho y una madre que no le interesa nada más que su marido. Liam es el que tiene que luchar para mantener a su familia, y al igual que Bambi, lo único que le da fuerzas es la escritura.


No sé si fue por su portada o por la sinopsis, pero la cuestión es que creía que me iba a encontrar con un libro romántico, new adult más bien, y una historia de amor como protagonista. Y no fue así. 

Pero lo que nos encontramos en Bittersweet es una historia cruda, real, humana. Una historia con unos trasfondos sociales muy importantes y actuales. Hablamos de temas como el acoso escolar, el alcoholismo, el maltrato, las drogas. Es un libro que hay que coger sin prisa, y que te hace reflexionar mucho, o por lo menos en mi ha causado ese efecto. Creo que a veces no le damos la suficiente importancia a algunos de estos temas.

El ritmo puede llegar a ser bastante pausado, sobretodo al principio, que no consiguió engancharte por completo. Lo que para mí salva mucho este libro es la parte final.


El romance entre Bambi y Liam, a pesar de ser tan secundario, me ha parecido muy bonito. Y nos deja con momentos preciosos entre los dos. Me hubiera encantado que la autora le hubiera dado un poco más de protagonismo.

Bittersweet es un libro que me ha gustado bastante, a pesar de no ser como yo creía. Me ha faltado un poco más de romance entre Bambi y Liam. Más desarrollo de su historia, más momentos juntos. A pesar de ello, ¿es un libro que recomiendo? Si. Lo recomiendo porque trata temas muy actuales, y duros. Y creo que está bien leer de vez en cuando un libro de este tipo, quizás como recordatorio de que a veces nuestras acciones pueden tener consecuencias. 

Todo Lo Inesperado


Titulo original: Todo Lo Inesperado
Autor: Morgan Matson
Idioma: Español
Editorial: Plataforma Neo Argentina
Cantidad de páginas: 456

Andie lo tenía todo planeado. Y ella siempre se ciñe a su plan. ¿Futuro? Una prestigiosa facultad de Medicina. ¿Papá? Evitarlo todo lo posible (lo que no es muy difícil teniendo en cuenta que es congresista y nunca está en casa). ¿Amigas? Palmer, Bri y Toby: posiblemente las personas más asombrosas del planeta, ¿quién necesita a nadie más? ¿Relaciones? Ningún tío merece que le dedique más de tres semanas. Así que no es ninguna sorpresa que Andie también tenga todo el verano planeado. Hasta que un escándalo político le cuesta sus prácticas de medicina y provoca que su padre y ella deban convivir en la misma casa por primera vez en años. De repente, se encuentra haciendo cosas que no son nada propias de ella: trabajar paseando perros, participar en una increíble búsqueda del tesoro con su padre y, tal vez, solo tal vez, permitir que el guapísimo Clark se acerque más de lo esperado. Palmer, Bri y Toby la animan a abrazar el caos, pero… ¿logrará renunciar a tenerlo todo bajo control?

Opinión Personal:

Tenía muchas ganas de leer este libro desde que se publicó en inglés, principalmente por su autora, ya que había leído reseñas de El verano de las segundas oportunidades, que me encantó, y tengo pendientes sus otros dos libros publicados por Plataforma Neo, Desde que te fuiste y Amy y Roger.

Andie siempre ha tenido claro todo lo referente a su verano y a sus estudios. Sin embargo, no sabe que las cosas están a punto de cambiar radicalmente, y es que un escándalo político le costará sus prácticas de Medicina y hará que tenga que volver a vivir con su padre, con el que no tiene una relación demasiado fluida y al que intenta evitar a toda costa. Así, su verano dará un gran giro inesperado, y antes de darse cuenta, estará haciendo toda clase de cosas para nada propias de ella, entre otras acercarse demasiado al guapísimo Clark. 


Nuestra protagonista es una excelente narradora y tiene una personalidad con la que nos regalará momentos muy cómicos, además de todas las vivencias que les toca experimentar en primera persona ese verano, muchas de ellas ya de por sí cómicas. En Andie me he visto reflejado sobre todo en un aspecto, y es que al igual que ella, soy una persona que suele tener casi todo planificado, aunque también disfruto de los planes inesperados, como los que acontecen en esta novela.

De Clark vamos conociendo muy poco a poco. Es decir, al principio es un personaje bastante misterioso del que nos cuesta mucho saber, pero poco a poco vamos descifrándolo y, personalmente, cada vez me va gustando más. Me ha encantado que no fuera el típico chico guapo que juega en algún equipo y es mujeriego. Sus aficiones son muy diferentes de las que acabo de nombrar. 

Por último, las amigas de la protagonista también nos darán momentos únicos, no solo cómicos, y nos sorprenderán. Ya se los advierto de que les gustarán mucho sus conversaciones de Whatsapp, amén de hacer la lectura todavía más amena. 


Como me pasó en El verano de las segundas oportunidades, me enganché a este libro desde sus primeros capítulos, por lo que ya empieza con un buen ritmo que consigue mantener en sus más de cuatrocientas páginas. En toda la novela podemos ver cómo a veces los imprevistos pueden cambiarnos la vida, ya sea de forma negativa o positiva. Además, vemos una clara evolución y cierta madurez emocional de nuestra protagonista y descubrimos todo lo que esconde Clark, un personaje de lo más interesante.
Este es el segundo libro que leo de Morgan Matson y ha conseguido llegarme tanto como con el primero. Aunque sus libros no son excesivamente dramáticos, siempre me hace conectar de forma muy cercana con sus personajes y su prosa está revestida de un toque de dulzura y delicadeza. Es casi palpable todo el amor que le pone a sus historias. Si antes tenía ganas, ahora todavía más de ponerme con sus otros dos libros publicados en español.

En resumen, Todo lo inesperado ha cumplido mis expectativas de forma sobresaliente y ha sido una lectura ligera, bonita y con grandes dosis de humor. Se los recomiendo mucho a esta autora, ya que su éxito es más que merecido.

Te Veo


Titulo original: Te Veo
Autor: Marci Lyn Curtis
Idioma: Español
Editorial: Puck / Ediciones Urano
Cantidad de páginas: 352

A veces, la oscuridad parece impenetrable.
Pero la luz de los sueños, del futuro, del amor
puede volver a brillar en el momento más inesperado.

Todo irá bien. Maggie ya se acostumbrará al nuevo colegio, a su nuevo estado, a su nueva vida. Eso le dicen todos. Pero la verdad es que nada va bien desde que una grave enfermedad le arrebató el sentido de la vista… No, Maggie no quiere acostumbrarse.
Hasta que sufre una aparatosa caída y se levanta con un chichón y algo mucho más alucinante: la visión. Bueno, no la visión, exactamente. Más bien la capacidad de ver a Ben, un niño de diez años distinto a todas las personas que ha conocido. Y mientras Maggie intenta averiguar por qué su recién recuperada vista se limita únicamente a Ben, descubrirá algo mucho más importante: a veces, las cosas que creíamos perdidas no lo están en realidad. Solo tenemos que aprender a mirar con otros ojos…

Opinión Personal:

Es un libro autoconclusivo que nos cuenta las vivencias de Maggie, una chica ciega, me llamó la atención por diversos factores, principalmente por esa sinopsis tan atractiva y dulce, y por supuesto porque jamás había leído sobre una protagonista ciega, y quería conocer y ponerme en la piel de ella por unos días.

Debo decir que aunque pueda parecer que es un libro complicado por el hecho de que la chica ha perdido una facultad muy importante, no es un libro triste o rebuscado; sí, es muy reflexivo y creo que en eso reside el encanto de la historia, más no es un libro lleno de lamentaciones o de cosas amargas.


Maggie pierde la vista debido a la meningitis, y aunque lleva meses tratando de adaptarse, de estar en una nueva escuela, de tener una terapeuta y una guía de movilidad, así como una nueva vida, no ha podido aceptar del todo que está ciega.
Además la relación con sus padres ya no es lo mismo y siente que ha perdido todas las cosas que la hacían ser quien era, entre ellas el fútbol, el deporte que más ama practicar.

Todo esto tiene un giro de 180 grados en cuanto Maggie se da cuenta de que puede volver a ver, pero solo a Ben un niño de diez años. Lo sé, es muy raro pero no pienso contarles el porqué ni el como, ya que es algo que tienen que descubrir por ustedes mismos pero es así como comenzará esta aventura de autodescubrimiento y amistad.

Ben es un personaje esencial en la novela, como han podido darse cuenta; él es un niño muy precoz que me ha caído estupendamente bien ya que es súper directo, amable, muy amigable pero sobre todo muy generoso y con un corazón enorme. Ben es de esas personas que todavía confían en los demás y que viven con una inocencia estupenda. Pero también algo importante que tengo que remarcar, es que Ben usa muletas debido a un padecimiento que tiene y es por ello que también existe cierta camaradería entre Maggie y él.


Realmente la amistad de los dos me parece muy dulce ya que es muy raro que haya amistades entre un niño y una adolescente -casi adulta-, entonces era todo bastante tierno pero a la vez muy maduro, pues como les digo Ben es un alma vieja.

En definitiva es una historia muy recomendable, es un camino que va algo lento ya que no es el libro más ágil de la vida, pero en el que se verán inmersos en el día a día de una chica ciega que trata de adaptarse y de conocer mejor a sus nuevos amigos, mientras tiene muy presente el extraño "don" que tiene ahora, el de ver solo a Ben, algo que tiene un enorme porqué. He disfrutado mucho con la novela y me ha sacado algunas lágrimas; agradezco mucho ese final muy esperanzador, conmovedor y relajado, ya que yo me temía lo peor jaja, pero sobre todo agradezco el haber conocido a esta estupenda chica que analizará sus peores defectos y sus mejores virtudes, para tratar de cambiarlas y ser mejor con lo que tiene.  Y sobre todo para encontrar " una cosa" por la cual vivir y disfrutar.

El Lugar Adonde Van Las Personas Que Están Rotas


Titulo original: El Lugar Adonde Van Las Personas Que Están Rotas
Autor: Gonzalo Senestrari
Idioma: Español
Editorial: Editorial Barenhaus
Cantidad de páginas: 144

Al leer el título de la portada celeste pienso inmediatamente en una historia de amor. Y al comenzar a leer me doy cuenta que si bien lo es, no solo es eso.

El lugar adonde van las personas que están rotas es una novela que habla de extremos, de límites, de abismos personales y ajenos. Es excesivamente realista y no lo digo como un defecto, sino más bien como todo lo contrario. Vivir es tomar decisiones, casi por inercia, a veces.

Chester es quien nos guía en la narración. Es escritor, le gusta drogarse, es un tipo sensible. Hugo es un dealer que paradójicamente ayuda a drogadictos en un programa de recuperación y Aldana es “ella”. La que un día se esfuma de la faz de la tierra y entonces empuja a nuestro protagonista a una búsqueda desesperada.


Gonzalo Senestrari nos muestra el interior de la mente de Chester y con el correr de las páginas empieza a cobrar sentido la frase que funciona como volanta del título del libro “Cuando creyó haberla encontrado, supo inmediatamente que la había perdido”.

La historia, por momentos, no tiene ni pies ni cabeza. Pareciera que Chester nos relatara eslabones sueltos de un transitar alucinógeno, pero sin embargo, cada capítulo se une al anterior de una forma extraña: alguna oración perdida, una palabra, una mínima referencia a un gesto. Desde un determinado momento, los acontecimientos comienzan a ocurrir en un hospital y allí aparecen personajes estrafalarios que no parecieran ser siempre los mismos, pero que interactúan con Chester de un modo extraño.

Como en toda buena ficción, hay un momento en El lugar adonde van las personas que están rotas que funciona como quiebre o bien como desvío de lo que parecía la primera intención. Es justo ahí donde la confusión para el lector se vuelve mayor y entonces la intriga crece porque el destino pareciera incierto. Senestrari provoca la incertidumbre y marea adrede a quienes leemos, nos arrastra a elucubraciones y así se mantiene hasta el final, hasta la última frase.


¿Es la historia de un drogadicto enamorado, de una enfermedad ciega, de una mente perdida, de un sociópata encerrado a la fuerza, es todo un sueño? Todo eso me pregunto, todo eso quizás se pregunten cuando lean a Gonzalo Senestrari. Algo está velado de punta a punta, no se revela, no se nos permite verlo. Sin embargo, entre tanto y de camino al final, el autor aprovecha para implantar con su relato la duda permanente, sobre nuestras relaciones familiares, interpersonales, con el sexo, con nuestros miedos, nuestros fantasmas.

El lugar adonde van las personas que están rotas quizás sea ese sitio blanco, ese que así percibe Chester. Tal vez sea solo su mente o el mismísimo infierno. Ese lugar donde nuestros pensamientos nos llevan, ese que arde, que nos conflictúa, que nos exige respuestas, decisiones.

Lo más lindo de este libro es que deja a quien lo lee cargado de interrogantes que rozan con la ciencia ficción: ¿están vivos o están muertos? ¿es un hospital o es la cárcel? ¿son los efectos de las drogas o es todo producto de una imaginación frondosa?
Las conclusiones podrían ser contraproducentes. Solo hay que entregarse y tratar de no comprender nada.  

Matilde Debe Morir


Titulo original:  Matilde Debe Morir
Autor: Cristian Acevedo
Idioma: Español
Editorial: Editorial Barenhaus
Cantidad de páginas: 144

Nos ofrecerá una cautivante novela de ideas laberínticas. Comenzando con un intrigante primer capítulo donde, de entrada, el autor nos invitará a ocupar no un lugar sino un personaje. “No a un costado, no frente a el. Sino en ÉL.” Advirtiéndonos  alguna participación en los acontecimientos “que justificarán o no el desarrollo de ésta novela”. Aunque pareciera dejar en el Lector la decisión de ubicarse en el lugar de aquel personaje y asumir las consecuencias o simplemente abandonar este libro maldito. “Si avanza una línea más, no habrá posibilidad de arrepentimientos.” Nos advertirá. Porque “aunque lo parezca, esto NO es un juego. Hablamos de la vida de una persona.”Nos asegurará un narrador absolutamente ignorado por el Lector, ignorado porque la curiosidad y el querer saber y descubrir más y más,  conducirá al Lector a abrir las puertas de un mundo absurdo y enigmático  donde no todo es lo que parece ser, porque así irá avanzando esta historia “de capricho en capricho”.


  De este modo, el Lector abrirá las puertas de un bar, uno ubicado en la esquina de Charcas y Armenia en Palermo, ingresará trayendo consigo apenas unas pocas pertenencias, algo de dinero y  un librito azul, así ocupará su lugar, o mejor dicho, su personaje y pasará sus tardes en este bar que “no es un bar sino una novela.” Una vez dentro, se encontrará con personajes como “la mujer que escribe y lee junto a la ventana de la calle Charcas”, quien resultará ser Matilde o no; el bigotudo de la mesa 2, serio y repulsivo; Valentín, el mozo del bar, un joven desquiciado; y el insulso de la mesa 4, quien vaya cada Lector a saber cómo resultará ser.  La muerte de Matilde coincidirá con la finalización de su obra. Y a lo largo de la historia variarán los propósitos de la misma, lo importante: Advertir a Matilde para prevenir su muerte, descubrir quién es su asesino; buscar la manera para evitar que ella muera; y finalmente, estos personajes pensarán en cumplir la promesa del primer capítulo para concluir toda esta locura. Así como variarán los propósitos importantes en la trama, también lo harán los personajes, quienes creeremos ser unos cuando en realidad no serán –o sí-, y dudaremos de ellos y hasta de uno mismo.


Ésta es una novela corta pero no lo parece, porque reúne abundantes elementos, ya que en ella hallaremos no sólo una enmarañada y exquisita novela sino también cuentos, entretenidos  diálogos claros y precisos, y hasta una especie de mini ensayo donde el autor explayará sus opiniones  sobre literatura, lecturas y autores que nos hará sentir las ganas de querer haber leído mucho, muchísimo más. También nos habla sobre escritura. Maneja un lenguaje barrial, bien porteño, y algunas situaciones en clave de humorada surgen de a tramos. Esta es, sin duda, una excelente novela para disfrutar sentados en algún bar del barrio.

 Si hablamos del tiempo, no tardaremos en descubrir que esta novela está escrita en tiempo futuro, “un futuro apremiante y estremecedor”.  De este modo, nos encontraremos con una paradoja del tiempo. El Lector tendrá que descubrir quién es el asesino para evitar que maten a Matilde. El Lector tratará de averiguarlo cuando en realidad, Matilde todavía estará viva; buscará al asesino de una persona con vida aún.

Retrato De Una Mala Madre


Titulo original: Retrato De Una Mala Madre
Autor: Agustina Fernández
Idioma: Español
Editorial: Editorial Barenhaus
Cantidad de páginas: 232

La narración inicia así:

—Maté a mi hijo –retumbó su voz en aquel gran baño blanco–.

No había sangre, solo agua por todas partes. Pero aquella escena fue aún más siniestra que todas las que me había imaginado. Finalmente, el fantasma que nos acechaba –y, silenciosamente, nos unía– se apoderó de ella. Yo, ¿me habría salvado?

Con esta historia tan cruda y honesta, porque a veces parece un tema tabú hablar de las “malas madres”. La filósofa Simone de Beauvoir lo describe a la perfección en su obra “El segundo sexo”, al afirmar que “el amor maternal no tiene nada de natural: pero, precisamente, por eso, hay malas madres”.


La mujer es educada y socializada para ser madre, pero ¿qué sucede cuando falla este supuesto adoctrinamiento? Y aquí ya no hablo como crítico, sino como padre. Porque sé y he oído a mamás decir “a veces deseo que no existiera pero a los dos segundos me arrepiento y lo abrazo”. Es normal sentirse apabullado (yo también lo viví), o mejor dicho aplastado por ciertas situaciones de la maternidad. La incógnita es, ¿qué pasa si ese sentimiento que dura dos segundos durara toda la vida?

El hijo no deseado, el hijo objeto o el hijo “igualito” a alguien es la víctima involuntaria en todas estas historias. “Mi hijo es mío y hago lo que quiero”, pero ¿hasta qué punto esa frase hecha no es presagio de una maternidad forzada y mal encarada? Los hijos no son de nadie, sino del amor. No están para satisfacer, sino para crecer. Sin embargo, la crianza patriarcal o el infanticidio siguen pasando y las razones sociales se disfrazan de tragedia.


La protagonista de esta historia se muda a un barrio cerrado, confiada de su supuesta seguridad, solo para descubrir que su vecina padece un extraño síndrome que la lleva a enfermar a su hijo y a obsesionarse con ella porque siente que algo terrible las une.


Alrededor hay otras madres, mujeres que se alejan o se acercan al ideal de la progenitora perfecta, pero que en todos los casos están avaladas por sus historias y por un micro entorno que procrea la duplicidad en base a falsedades y creencias compartidas.

Y bueno llegamos al final!! Gracias a todas las editoriales que me enviaron ejemplares: Plataforma Neo Argentina – Ediciones Urano y Editorial Baranhaus no se olviden que pueden seguir a la editoriales y estar al tanto de todas las novedades a través de sus redes sociales:

Plataforma Neo Argentina:


Editorial Urano Argentina


Editorial Barenhaus


Bueno espero que les hayan gustado mi recomendación para lecturas del año, y espero que les resulte útil, me gustaría también que me contaran a mí y a las editoriales si ya ¿Los han leído? ¿Qué les pareció? ¿Les llama la atención? Y, si no, cuéntennos cuáles fueron sus favoritos del año, me encantaría saber sus opiniones. Esperamos sus comentarios!
Que tengan una buena semana!

xoxo,

Axell.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Wrap Up (Reseñas) Septiembre